Noticias Jacobeas



Nuevos pasos en la señalización de A Orixe


Nuevos pasos en la señalización de A Orixe
La instalación de indicadores verticales
que marcan la ruta comenzó en Boiro

Tras haber conseguido el reconocimiento de la Iglesia en el mes de marzo, el Camino A Orixe continúa dando pasos adelante para equipararse al resto de rutas jacobeas. Aunque la señalización ya se había puesto en marcha con las flechas amarillas tan características del Camino de Santiago, ahora comienza una nueva fase del proyecto con la colocación de los indicadores verticales.

Estos, consistentes en postes de madera, fueron inaugurados el miércoles en los límites entre Boiro y A Pobra por Manuel Mariño Nin, presidente de la Asociación Amigos do Camiño do Barbanza e Sar; José Ramón Romero, alcalde de Boiro; Fátima Cachafeiro, gerente de la Mancomunidade Barbanza Arousa, y María Antonia Treus, secretaria de la asociación.

Según Mariño, «para nosotros es un paso muy importante y ya estamos en contacto con el alcalde de Dodro para homogeneizar todo hasta Iria Flavia dentro de los cánones jacobeos». Está previsto que la señalización de los 130 kilómetros de este recorrido, que parte desde el faro de Corrubedo y entronca en Padrón con el trazado portugués, esté acabada antes del inicio del próximo año, tanto con las flechas amarillas como con las indicaciones verticales.

Aunque estas labores han empezado en Boiro, el siguiente en señalizar será el municipio de Ribeira a través de un taller de carpintería. Después, los trabajos continuarán en los municipios de A Pobra y Rianxo.

Las señales

A pesar de ser un camino relativamente corto, comparado con las distancias de otras rutas, esto no hace que la colocación de las indicaciones sea una tarea sencilla. Las principales dificultades, según las propias palabras de Mariño, son las características de la señalización: «Debe ser suficiente, sin abusar y proporcionada. También tiene que ser eficaz tanto en contornos urbanos como rurales y colocarse en sitios que estén limpios, para que se visualicen sin ningún tipo de dificultad».

La intención es situar estos postes de madera en lugares como cruces de caminos, que son puntos en los que la confusión sería sencilla. De esta forma se pretende ayudar en la orientación de los peregrinos y contribuir a que continúen la ruta.

Además, tratándose de un recorrido abierto a multitud de personas, la simbología es un aspecto fundamental: «Las flechas amarillas indican la dirección del Camino, pero también era importante ter la concha del peregrino, que tiene un significado de orientación, ya que siempre está situada de cara a la izquierda. Sus líneas representan los distintos caminos que llevan a un punto común, la catedral de Santiago. Con respecto a los colores, el amarillo es el del Camino, mientras que el azul representa el poder de Europa», explica el presidente de la asociación.

  https://www.lavozdegalicia.es/noticia/barbanza/boiro/2021/11/13/nuevos-pasos-senalizacion-orixe/0003_202111B13C2997.htm